El Partido Republicano de la Cámara de Representantes influye un camino hacia el aumento del salario mínimo sin inmutarse por la fecha límite de Wolf

    Rep. Jim Cox, R-Berks, chairman of the House Labor and Industry Committee, speaks at a hearing. (Capital-Star photo by Stephen Caruso)

    Un Republicano de la Cámara de Representantes que es clave para la aprobación del primer aumento del salario mínimo del estado en más de una década no dice que no a ese aumento, pero tampoco dice que sí.

    “Este es un cambio filosófico para muchos de nosotros,” dijo el presidente del Comité de Trabajo e Industria de la Cámara de Representantes, Jim Cox, R-Berks, a Capital-Star a principios de esta semana. “Pero si vamos a hacer algo con esto, tenemos que decidir si es algo con lo que podamos vivir en nuestros distritos; si es algo que la gente de nuestros distritos quiera.”

    El Senado estatal votó el mes pasado para aumentar el mínimo actual de Pensilvania de $ 7.25 por hora a $ 9.50 por hora. Pero el proyecto de ley aún debe ser aprobado por la Cámara. Y el comité de Cox tiene que aprobarlo antes de poder enviarlo a la sala plena.

    Cox agregó que el siguiente paso es para ver qué, “si acaso,” hará que los 15 Republicanos del comité voten “sí.”

    El salario mínimo de $ 7.25 de Pensilvania ha sido un tema político candente en los últimos años. El gobernador Tom Wolf ha invertido su capital político en negociar un aumento con la Asamblea General controlada por los Republicanos. Wolf había querido $ 15 por hora, pero en cambio recibió $ 9.50.

    A cambio, Wolf acordó en renunciar a promover una expansión de la regla de tiempo extra del estado para ayudar a algunos gerentes de bajos salarios a ganar tiempo y medio. Los grupos empresariales que anhelan evitar la regla, como la Cámara de Negocios e Industria del estado, en cambio alcanzaron el acuerdo de salario mínimo que el Senado aprobó 42-7.

    Pero como la Cámara aún no ha programado una votación, Wolf decidió aumentar la presión. Associated Press informó a principios de este mes que el gobernador Demócrata avanzaría con la regulación de todos modos si la Cámara no aprobara el acuerdo en la próxima reunión de una junta reguladora estatal el 30 de enero.

    El portavoz de Wolf, J.J. Abbott, confirmó que “el proceso pendiente de la Cámara para aumentar el salario mínimo, las regulaciones de tiempo extra irán al IRRC [Comisión de Revisión Regular Independiente] para su reunión de enero. ”

    Parte de la razón por el trato frío sobre el proyecto de ley en la Cámara ha sido el cabildeo continuo de grupos empresariales, como la Federación Nacional de Empresas Independientes, que se opone al aumento salarial.

    Gordon Denlinger, el director estatal de la NFIB, le dijo a Estrella- Capital que esperaba que los Republicanos de la Cámara de Representantes tuvieran la oportunidad de ir a la mesa con Wolf para obtener más concesiones para que se apruebe la ley.

    Pero nada ha impedido que los Demócratas legislativos disparen rebabas retóricas al Partido Republicano de la Cámara.

    En una conferencia de prensa del miércoles, los legisladores Demócratas mencionaron “A Christmas Carol” de Charles Dickens y llamaron al presidente de la Cámara de Representantes Mike Turzai, R- Allegheny, “el Grinch,” ya que llamaron a los Republicanos de la cámara para que cambiaran el proyecto de ley.

    También se resintieron ante la idea de que los Republicanos podrían pedir más ganancias dentro del proyecto de ley.

    “Ese [proyecto de ley] es un compromiso, y nos ha costado mucho aceptarlo y estar dispuestos a apoyar el pequeño paso que es,” dijo la representante Mary Isaacson, Demócrata de Filadelfia. “Ni siquiera estamos llegando a un número de dos dígitos en este compromiso.”

    Según los cálculos del progresivo Instituto de Política Económica, el aumento tendrá un impacto directo e indirecto en 609,000 trabajadores y aumentará los ingresos en casi $ 500 millones.

    Pero los conservadores a menudo responden que un aumento salarial también conducirá a menos horas y pérdida de empleos.

    (Esta historia fue traducida por Bella Altman. Síguela en Twitter @AltmanBella)